11 marzo, 2011

Un paseo con sorpresa

calle
Fotografía por cortesía de Gustavo E. Yaful

Tengo por costumbre salir a dar largos paseos cuando algo me inquieta o simplemente necesito relajarme.

Últimamente me encuentro sometido a mucho estrés y se me está poniendo difícil canalizarlo.
Solía recurrir a conversaciones con ciertas personas para encontrar solución a algunas situaciones complicadas.Pero ahora uno está en Argentina,otra en Londres,otro en Valencia y otra en Santa Cruz. Todos indisponibles.
Así que estoy más solo,que un papá en el día de la madre.

Ante la multitud de situaciones incontroladas que tengo pendientes,decidí darme un paseo.Del que por poco no vuelvo.

suelo

Empecé caminado por calles cercanas que conozco ya de memoria,y atravesé la calle mayor mientras mi mente trabajaba a toda velocidad buscando ideas.
Mis pies funcionaban en modo automático,mientras mi mente permanecía en otro mundo,hasta que me vi obligado a prestar más atención a lo que sucedía a mi alrededor.

Un coche iba a toda velocidad a punto de saltarse un stop cuando vio que otro venía pasando el cruce.El alocado conductor dio un frenazo en seco que me sacó por completo de mis cavilaciones,quedando medio metro fuera del stop marcado.

Pasado el susto,me dispongo a cruzar tranquilamente por el paso de cebra cuando el muy enfermo acelera hacia mí como solo había visto hacerlo en las películas de carreras.

carretera

La adrenalina empezó a recorrer mi cuerpo y salté lo más rápido que pude hacia adelante,justo para que el retrovisor me rozase las piernas.Me giré con intención de memorizar la matrícula,sin embargo,no salió huyendo.
Me pidió disculpas,y bueno,las acepté.
Por un instante pensé que era un conductor psicópata que pretendía matarme.
Un par de segundos más pensando y no lo cuento.

Y sin duda,si había alguna idea rondandome la cabeza,salió huyendo con la adrenalina.
Seguir leyendo

03 marzo, 2011

The Town

town
Mucho realismo y acción en un thriller criminal que muestra las dos caras de una misma moneda.

Un grupo de jóvenes de un suburbio de Boston unidos por las raíces que comparten.Como antes ya hicieron sus padres,Doug y su banda se dedican a atracar bancos.
the town

Aunque es consciente de que no pertenece a la misma ''clase'' que el resto,lo sufre en silencio,porque la hermandad que los une es lo único que conoce.
Hasta que un día toman una rehén y las cosas comienzan a torcerse.

fbi
Seguir leyendo